Ir a INICIO de HispaVista
 ummo@hispavista.com            Estás en la carpeta:  
 Responder | Responder a todos | Reenviar | Marcar como destacado | Siguiente no leído | Borrar       

 
-----Mensaje original-----
De: Consuelo Gil [mailto:chelu_gil@hotmail.com]
Enviado el: jueves, 13 de marzo de 2003 0:57
Asunto: Fwd: Fw: [semillasdeluz] ..A tí mujer

> >

>
>
> Dedicado a todas las mujeres en su día, es algo largo pero realmente hermoso, es un himno a las mujeres.
>
>
>
> Escúchame mujer que quiero contarte que, tras décadas de búsqueda, AL FIN te he conocido.
>
>
>
> Me ha costado muchos años comprender lo que hay más allá de las curvas armoniosas de tu cuerpo, diseño perfecto del Creador.
>
>
>
> Hombre maduro soy, curtido en mil batallas de la vida, las mismas que dejaron mi alma impresa en cicacrices. Algunas veces gané y también perdí muchas veces pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> Tantas veces te amé...
>
>
>
> En ocasiones fui amado sin amar y muchas otras sentí el dolor de ver cómo se cerraba la puerta del corazón al que yo llamaba. Degusté y me deleité con el amor, sí, muchas veces, pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> Hambriento buscador de verdades que llenaran mis vacíos, recorrí inverosímiles caminos, arriesgué y perdí una y mil veces y lo volví a intentar porque siempre he creído en el poder de mis deseos. Soñé muchas veces pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> Bebí de muchas aguas, creí en Dios de mil formas distintas y traté de rozar el Cielo con la punta de mis dedos. Leía sediento los consejos de los sabios y meditaba en los secretos que no siempre se desvelaban ante mí. Creí en lo que mis ojos no veían, muchas veces, pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> Fuiste tú, mujer, el más grande misterio que se extendía en mi horizonte. Siempre te miré perplejo porque algo muy dentro de mi ser, intuía que no era posible imaginar la Belleza sin verte antes a ti. Te contemplé admirado muchas veces, pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> En mi niñez, eras extraña y bobalicona, jugando con muñecas a las que tratabas unas veces como amigas y otras eras la mamá de todas ellas. Extrañamente, tú no querías dar patadas a la pelota ni jugar conmigo a indios o piratas. No te peleabas como yo con toda la humanidad y me exasperaban las lágrimas que derramabas porque eras sensible y débil. Me pregunté por qué eras tan distinta a mí, muchas veces, pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> En mi adolescencia eras inalcanzable, te dabas mucha prisa en desarrollarte mientras yo aun seguía siendo un patán que luchaba por evitar aquellos extraños sonidos que salían de mi garganta, en los que mi voz de niño iba dando paso a la gravedad de mi voz de hombre. Yo miraba cada día, en el espejo, la incipiente pelusa de mi imberbe rostro y la sombra de bigote que empezaba a dibujarse y en cambio tú, con mi misma edad, ya lucias notables redondeces en tu pecho, las cuales parecias querer esconder, a veces, como avergonzada de ser tan pronto mujer. Me preguntaba por qué madurabas tan aprisa, muchas veces, pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> En mi juventud fui aun más estúpido pues daba como cierto que tú sentías mi superioridad de hombre y puesto que así me lo enseñaron, trataba de imponer mis criterios sobre los tuyos y mi fuerza física sobre el candor de tu corazón. Pero me sabía derrotado porque ya sentía que te amaba y que no podría vivir sin tu presencia en mi vida y te busqué con pasión, muchas veces, pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> Te amé en tus distintas identidades, en tus distintos cuerpos y no siempre me amaste tú a mí. Vi la fortaleza de tu interior, capaz de vencer la fuerza de mis músculos y me entregué rendido a ti, muchas veces, pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> Me hice hombre y asumí todos los postulados que, sobre la relación hombre-mujer, me imponía la absurda sociedad machista en la que crecí. Me hice sexo y ambición y creí cumplido mi rol en esta vida cuando me casé y tuve cuatro hijas maravillosas. Aunque te amaba, me sentí superior muchas veces, pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> Después de tantos años junto a tí, en los que eras la madre de mis hijas, sentí el hastío de lo predecible. Cometí graves errores al no cuidarte y no ver lo que realmente eres, un alma de mujer con toda su inmensa grandeza y permití que, con el correr del tiempo, la rutina fuera tomando el control de nuestra relación y se fuera apagando aquello que un día fue fuego volcánico y llegó a ser sólo cenizas. De un proyecto, cargado entonces de ilusiones, hoy queda un divorcio aunque, afortunadamente, también una bella amistad. Me pregunté por qué un hombre enamorado se puede convertir en una sombra del Amor, muchas veces, pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> Ahora, después de un año de haberte encontrado de nuevo, en otra persona, en otro proyecto, en otra ilusión, me doy cuenta de que el Amor es imperturbable, inalterable, inconmovible. El Amor es siempre el mismo aunque se manifieste, a lo largo de la vida, de mil maneras y en mil situaciones. De nuevo te amo, de nuevo he recuperado la ilusión por vivir, de nuevo me siento hombre aunque esta vez, he aprendido algo que antes nunca aprendí.
>
>
>
> He aprendido qué y quién eres tú, mujer.
>
>
>
> Amarte como te amo me ha hecho contemplar tu esencia de una manera nueva, como nunca antes te miré y por eso, he escudriñado hasta los confines de tu alma. Amarte como te amo y sentirme tan amado por ti, me hace aprender, en el otoño de mi vida, lo que no fui capaz de ver cuando empezaba a vivir. ¡Qué distintá habría sido mi vida!
>
>
>
> Mujer, eres un ser maravilloso, casi perfecto. Como supongo que esto no es capaz de leerlo hombre alguno, me atrevo a decirte, en voz alta y sin rubor, que ahora sé que eres superior a mí.
>
>
>
> Salvo en la fuerza física, en la fría capacidad analítica y en alguna otra cosa sin importancia, tú, mujer, me aventajas en todo.
>
>
>
> Eres mucho más dulce que yo, más tierna, más comprensiva, más tolerante, más abnegada... Tienes infinitamente más capacidad de sacrificio que yo y eres mucho más valiente porque yo, te lo juro, no habría sido capaz de parir un hijo y ni siquiera, de tener una sola menstruación.
>
>
>
> Tú, mujer, nunca declararías una guerra a otro país porque no tienes esa estúpida necesidad de competir que tengo yo. Las armas las inventé yo y el primer asesinato lo cometí también yo. Yo inventé el ejército; yo utilicé el maravilloso poder de la energía nuclear para crear instrumentos de destrucción masiva. Yo ambiciono el poder y así puedo gobernar con egolatría a las naciones; yo someto cruelmente a hombres y mujeres bajo mi dictadura, cuando alcanzo el poder absoluto con la fuerza de las armas; yo engaño a las multitudes con bellas palabras para que me otorguen el Poder y así, me permitan ejercer mi autoridad sobre todos y conseguir hacerme inmensamente rico a costa de su miseria....
>
>
>
> Salvo en raras excepciones, tú nunca harías las cosas atroces que yo soy capaz de hacer, simplemente porque tú eres mujer y yo hombre.
>
>
>
> Mientras yo pienso en función del sexo, tú te mueves por los sentimientos de tu corazón. Mientras yo valoro mi calidad de hombre en función del tamaño de mi pene y de mi arrogancia de macho, tú te sientes más mujer cuando tratas de ignorar, por amor, todas mis debilidades y me arropas con tu ternura al tiempo que me haces ver que te importan un comino la forma y tamaño de mis atributos y que lo que realmente esperas de mí es que te inunde el alma con ternura.
>
>
>
> Por eso te escribo hoy, mujer, para decirte que te admiro y que siento que es un honor convivir en este planeta contigo. Me acogiste con maternal afecto en aquellos momentos en los que más necesitaba ser querido. Te sentí junto junto a mí, alma con alma, muchas veces pero en ninguna de ellas lo aprendí todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> Hoy tú me has abierto los ojos y empiezo a comprender. Hoy me siento como un párvulo en la escuela de la Vida pero una cosa ya sé: que por muchos años años que viva, por muchas experiencias que el Destino me entregue, en ninguna de ellas lo aprenderé todo, ni siquiera suficiente.
>
>
>
> Gracias mujer, por haberme llevado en tu vientre, por haberme amamantado, por haber pasado noches en vela junto a mí cuando estuve enfermo o abatido. Gracias por tu paciencia conmigo en tantas ocasiones en las que fui soberbio y autoritario. Gracias porque, curiosamente, a pesar de que siempre has sabido que eres superior a mí, me hiciste creer que te dejabas dominar y que te sometías a mi autoridad.
>
>
>
> Pero lo que nunca acepté y creo que me costará mucho aceptar, es que al final siempre se hace lo que tú quieres, aunque te hagas inteligentemente la tonta. Y es que tú, mujer, cuando no te dejas llevar por la estupidez de creer que lo importante son tus senos y tu trasero, tu inteligencia llega mucho más allá que la de cualquier hombre.
>
>
>
> Sólo me queda una cosa por decir:
>
>
>
> Te amo y sin ti yo no soy nada
>
>
>
>
>
> Es realmente hermoso.¿Verdad?
>
> Se les quiere.....Franco
>
>
>
>
>
>--------------------------------------------------------------------------------
>
>
>
>
>
>Oración de la Paz
>
>San Francisco de Asís
>
>
>
>"Señor, haz de mí un instrumento de tu Paz:
>
>que allí donde haya odio, ponga yo amor;
>
>que allí donde haya ofensa, ponga yo perdón;
>
>que allí donde haya discordia, ponga yo armonía;
>
>que allí donde haya error, ponga yo verdad;
>
>que allí donde haya duda, ponga yo la fe;
>
>que allí donde haya desesperación, ponga yo esperanza;
>
>que allí donde haya tinieblas, ponga yo la luz;
>
>que allí donde haya tristeza, ponga yo alegría.
>
>
>
> ¡Oh Señor!
>
>Que no me empeñe tanto en ser consolado, como en consolar,
>
>en ser comprendido, como en comprender,
>
>en ser amado, como en amar.
>
>
>
>Pues,
>
>dando se recibe,
>
>olvidando se encuentra,
>
>perdonando se es perdonado,
>
>muriendo se resucita a la Vida."
>
>
>
>
>---------------------------------------------------------------------
>
>" solo queda tiempo para amar...ama, el amor siempre triunfa "
>
>----------------------------------------------------------------------
>* visita www.crystaluz.com *
>click en Tienda : Tienda Virtual
>click en Foros : Diversos FOros que administramos
>
>------------------------------------------------------------------------
>
>
>Para enviar mensajes: semillasdeluz@eListas.net
>Para suscribirse: semillasdeluz-alta@eListas.net
>Para cancelar la suscripción: semillasdeluz-baja@eListas.net
>
>---------------------------------------------------------------------
>
> 11:11 eleven...
>


MSN. Más Útil Cada Día Haz clic aquí .

 Responder | Responder a todos | Reenviar | Marcar como destacado | Siguiente no leído | Borrar